El principio del “DESPROGRESO”

El progreso y el retroceso 26/02/2011

Estoy asistiendo al principio del retroceso, me preguntaba si lograría verlo, porque aunque sabía que llegaría no pensé que sería tan pronto. Se me ha concedido.

El parón del desarrollo o su retroceso tienen unas consecuencias muy grandes, Hablo de nuestra vida de nuestro mundo de esta parte de la tierra en la que habitamos, hablo de nuestro progreso no del de otros países que deberían haber progresado y no lo hicieron y no sé yo si no habrá sido mejor porque ahora no tienen que retroceder.

No voy a medir las consecuencias porque para ello ya hay expertos, yo solo pienso y medito.
Siempre hay algo que me mueve y en esta ocasión es la noticia de que se va a restringir la velocidad en las autopistas y autovías.
Medida muy loable a primera vista, pero me gusta ver más allá y no conformarme con lo que me dicen, y esta medida tiene a mi entender un trasfondo grande, por lo que en si significa.

No he oído opiniones ni he escuchado ninguna tertulia que pudiera influenciarme.
El progreso nos ha llevado a los humanos, generación tras generación a disfrutar de cosas que otros anteriormente a nosotros no tuvieron y procuraron con su tesón, inventiva y saber hacer, que nosotros, los que le seguíamos si pudiéramos tener para nuestro bien estar; Creo que a grandes rasgos, eso es el progreso.

Como yo voy a lo que quiero llegar no me meto en historia de los adelantos ni domésticos ni industriales, ni de ningún otro tipo, que cada uno ponga lo que se le ocurra.
Nos han dejado mejores carreteras y vías de comunicación, coches más rápidos, lavadoras que lo hacen todo, cocinas que con un botón solucionan el problema de cocer los alimentos.
Seguiría y seguiría sin fin.

Pero todo esto ha sido un sueño, un sueño el que de esos adelantos pudiéramos disfrutar todos, y todos somos todos los seres que poblamos el planeta. Ha sido un engaño, una ilusión. Porque los poderosos nunca han aceptado que todos seamos iguales y que todos disfrutemos de los adelantos y de los beneficios del progreso. ¿Cuántas naciones empobrecidas y sus dirigentes nadando en oro?

Por eso cuando “todos” teníamos nuestro coche, lavadora, frigorífico, ordenador etc. Etc.
Llega la realidad a decirnos: eso cuesta dinero. La luz es el medio con el que se alimenta todo, y nos dicen que es bueno para ahorrar apagar hasta los enchufes pequeñitos, esos que tienen un pilotito encendido, como el del ratón de mi ordenador, o el reloj que tiene un aparato de radio incorporado, que es digital y le tengo en la mesilla para que se pare solo cuando me duermo, pero eso lleva un gasto de luz, no se desconecta y aunque poco, gasta.
Bien pues así las cosas, yo me he dedicado a apagarlo todo Y cuando retiraba el reloj+ despertador + radio, de mi mesilla de noche y ponía en su lugar uno a pilas me he preguntado ¿Cuánto tardaré en sustituirlo por uno de cuerda?
Y así ha surgido mi meditación, que me ha llevado al retroceso del desarrollo.
Pero… ¿para quién es el retroceso?, yo me contesto: para los de siempre. Los que nos habíamos sentido metidos en el lote de los ricos nos damos cuenta de que no, que no podemos, que nuestro poder es limitado, mientras que el de ellos es superior, y cada día que pasa es mucho mayor.

La limitación de velocidad para ahorrar combustible es un engaña bobos, por una razón, quien ahorrará gasolina es el que no tiene dinero para pagarla al precio que la ponen porque les da la gana sin más, para tener ellos coches de plata maciza.
Por supuesto que a los que no les apriete la necesidad para llegar a fin de mes, les tiene sin cuidado ahorrar gasolina. Porque el problema no es que no haya combustible, (petróleo) lo hay, pero no les resulta suficiente lo que ya ganan.
Y si me dicen ustedes que les pondrán una multa, diré: muy bien, ¿Les importa a ellos? La pagan y en paz.
Vamos a ver, esta medida no es para que no pase nada por la carretera, si es una autopista en la que se podía circular a 120 K.H, se podrá ahora también, no es por el peligro, luego ¿qué me dicen, sobre las intenciones de los que tienen el poder? Marcar una terrible diferencias entre los pudientes y los no.
Y me duele porque para vender coches no dudaron en hacernos creer que todos éramos iguales, ¿Qué ha pasado?

Como siempre tengo que decir que no tengo respuestas, sólo medito y para mi mal no me sirve de nada.
¿Quién tiene que ahorrar combustible? Todos, cierto, ¿Quién lo va a ahorrar? El que no se puede permitir pagarlo al precio que se está poniendo.
Elisa

Anuncios

About elichenca

Soy una persona tranquila, me gusta salir a pasear por el campo, hacer fotografías, montar en bicicleta, nadar. Una de mis aficiones es la lectura, y me gusta escribir. Me gusta reunirme con los amigos para charlar tranquilamente al amor de la lumbre, si no hay lumbre, cualquier otro sitio es bueno. Me gusta pensar que dentro de mi hay un eje diamantino, que hace que me mantenga firme y erguida para que cualquier cosa que sobre mi caiga, no me haga tambalear. Esta es una idea de Ángel Ganivet, que leí hace mucho tiempo, me ayuda en el diario vivir. Elisa
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s