Una piedra de rio

¡Actitud!

Una piedra de río
No es nada, pero si es tuya y la miras, disfrutas con tu piedra de río porque es tuya y ves que es diferente de las otras, no es más bonita, pero las otras no son tuyas y disfrutas de que haya otras personas que tengan piedras diferentes de la tuya, no las envidias porque tú tienes tu piedra, la tuya.
Otros esperan compasión, que los demás vean que su piedra es menos bonita, esperan que le den una piedra más bonita, para decir que no la quieren y demostrar que no quieren otras piedras, aunque se llevarían el río a casa para que nadie pudiera coger piedras. Y regalan piedras con la intención de que no las quieran porque no son suyas, y sufrir porque se las llevan, y partir las piedras que tienen para  no tener intenciones de regalarlas, y los que se las llevaron que las guarden para que nadie las vea ni sepan que se las dio, pero esperan tener el respeto de quienes tienen piedras gracias a su generosidad, y la generosidad le dejó sin piedras, sólo tiene recuerdos, tristes recuerdos de las piedras que tuvo, y cuando las regaló no le dijeron: “no no ,son tuyas, no podemos cogerlas” . Y proclamar a los cuatro vientos que tener piedras y mirarlas y quererlas es una mala costumbre, que no se deben tener piedras porque pertenecen a otro y ese otro es dueño y sólo se pueden tener en la memoria, y así todos disfruten de sus piedras sin que ninguno las tenga, y romper la primera piedra porque en algún momento le hizo feliz y la felicidad no se puede alcanzar con las cosas terrenales… “mira tú, una piedra, ¿para qué la querrán?”
¡Es actitud!
Mientras, todas las noches sueñan con una piedra y lo que más duele es que regalaron piedras y los que las tienen disfrutan de ellas, eso remuerde su conciencia, ¡habría que destruir todas las piedras! Pero ya no puede y ese objeto de felicidad ya no lo pueden recuperar porque se ha convertido en algo perverso.
¡Qué lástima!
Ese es el fundamento de nuestras creencias, en lugar de repartir felicidad y optimismo, pensamos en los infelices como nuestros, y a los optimistas los tildamos de perversos, en fin…
Una piedra de río.
Pedro Martín Gómez
27/03/2011

"La Mona Lisa"

Anuncios

About elichenca

Soy una persona tranquila, me gusta salir a pasear por el campo, hacer fotografías, montar en bicicleta, nadar. Una de mis aficiones es la lectura, y me gusta escribir. Me gusta reunirme con los amigos para charlar tranquilamente al amor de la lumbre, si no hay lumbre, cualquier otro sitio es bueno. Me gusta pensar que dentro de mi hay un eje diamantino, que hace que me mantenga firme y erguida para que cualquier cosa que sobre mi caiga, no me haga tambalear. Esta es una idea de Ángel Ganivet, que leí hace mucho tiempo, me ayuda en el diario vivir. Elisa
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s